Las organizaciones ágiles rinden más

  • Noticias y Actualidad

Empresa digital

En un mundo en rápido movimiento donde VUCA (Volatilidad, Incertidumbre, Complejidad, Ambigüedad) se está convirtiendo en la norma, las organizaciones deben ser ágiles para sobrevivir y superar a sus competidores. Una investigación de IDC y ServiceNow muestra cómo las organizaciones ágiles superan a las organizaciones no ágiles en varios indicadores clave.

La encuesta IDC Agility Benchmark encargada por ServiceNow, realizada a más de 850 grandes empresas europeas entre septiembre y octubre de 2020, revela que el 93% de las organizaciones ágiles reportaron ganancias crecientes entre el tercer trimestre de 2029 y el segundo trimestre de 2020, mientras que solo el 68% de las organizaciones estáticas reportaron lo mismo. Del mismo modo, las organizaciones ágiles tienen un mayor rendimiento en varias áreas de rendimiento centrales y están más capacitadas para:

• Proteger los ingresos con los clientes existentes y atraer a otros nuevos.

• Atraer y retener talento crítico.

• Acelerar el desarrollo de nuevos modelos de negocio y nuevas soluciones.

• Aprovechar las oportunidades de crecimiento específicas.

Aunque la necesidad de mayor agilidad es ahora más clara que nunca, también existe la conciencia de que hay un viaje completo por delante. IDC define dos características que sustentan la agilidad: velocidad y adaptabilidad. Integrarlos en el ADN organizacional permite a las organizaciones pivotar rápidamente la estrategia, el talento, los procesos, la cartera y la arquitectura tecnológica hacia las necesidades cambiantes del negocio.

El informe señala que hay cinco pasos que los líderes deben dar para ser más ágiles:

1.Para saber a dónde ir, hay saber dónde se encuentra

A menudo, las organizaciones sobreestiman su agilidad. Más de la mitad de las organizaciones europeas se consideran muy o extremadamente ágiles. En contraste, una mirada más cercana revela que solo el 21% de las organizaciones están avanzadas en su viaje a la agilidad. Superar esta percepción errónea y comprender cómo avanzar requerirá una evaluación cuidadosa de dónde se encuentra su organización en la curva de evolución de la agilidad, así como la capacidad de compararse con sus competidores. Esto proporcionará una representación clara del punto de partida y del objetivo, y le permitirá realizar un seguimiento del progreso.

2. Evalúese usted mismo

Compare su madurez de agilidad en los cinco pilares (liderazgo, estructura, proceso, cartera y arquitectura tecnológica). Esto proporcionará un mapa claro de las áreas que necesitan mejoras. Para cada pilar, IDC también ha identificado “consejos de agilidad”, pasos prácticos que pueden ayudar a las organizaciones a acelerar su camino hacia la agilidad.

3. Construya una brújula de agilidad

Cada organización deberá definir su propia hoja de ruta hacia la madurez organizativa y la fortaleza en las dimensiones clave de la agilidad. La hoja de ruta debe abordar las capacidades, los desafíos y las prioridades actuales. La configuración de un proyecto piloto interno para impulsar cambios en la organización puede ayudarlo a probar el enfoque, obtener aceptación interna y compartir las mejores prácticas para escalar.

4. Siga corriendo

La agilidad no es un lugar seguro al que llegar, sino un proceso continuo de mejora. Hace falta correr todo lo posible para mantenerse en el mismo lugar, y si quieres llegar a otro lugar, debes correr al menos el doble de rápido.

5. Apóyese en el equipo

Asegúrese de que todos los niveles de su organización comprendan los beneficios de la agilidad. Toda la alta dirección debería estar tirando en la misma dirección, y todos los empleados deben estar capacitados para impulsar el cambio de forma proactiva. Es preciso fomentar una cultura de innovación para buscar continuamente nuevas oportunidades, y desarrollar una estructura de incentivos que esté alineada con las nuevas expectativas para impulsar el cambio de cultura en toda la organización.

Más información 

Los procesos de transformación digital en los que están inmersos la mayoría de las empresas está afectando a la fuerza laboral, que está viendo cómo su puesto de trabajo se está transformando para hacerse cada vez más digital. Si quieres saber cómo está evolucionando el puesto de trabajo y de qué manera Servicenow ayuda a ganar en productividad, sólo tienes que consultar este enlace.